"Qué inapropiado llamar Tierra a este planeta, cuando es evidente que debería llamarse Océano" A. Clarke

Elige tu idioma

13/2/08

Campaña de marcado de merluza

En el año 2005 biólogos del Instituto Español de Oceanografía (IEO) realizamos la primera campaña de marcado de merluza (Merluccius merluccius) en las costas de A Coruña a bordo del buque oceanográfico Francisco de Paula Navarro.
El objetivo principal fue capturar gran número de merluzas vivas, marcarlas y soltarlas al mar para conocer los movimientos migratorios y la tasa de crecimiento de la merluza en aguas españolas del Atlántico Noroeste.
Para ello, se utilizó un arte de arrastre tipo GOC-73 al que se le ha acoplado un copo-piscina especialmente diseñado en Francia que sustituye al copo tradicional consistente en una estructura semirrígida que retiene agua para que las merluzas lleguen vivas a bordo.
La campaña del IEO, dependiente del Ministerio de Educación y Ciencia, está inscrita en un proyecto de investigación "Validación de la edad de juveniles de la merluza" en el que colaboran investigadores de los laboratorios del IEO de Vigo y Cádiz.
El procedimiento consistió en realizar un promedio de seis pescas diarias a menos de 100 metros de profundidad y, una vez que las merluzas llegan a bordo, se seleccionan las vivas y se les practica inmediatamente una punción en la cavidad abdominal para quitarle el aire acumulado por la diferencia de presión y evitar así su muerte.
Posteriormente, las supervivientes son medidas y marcadas interna (inyección de tetraciclina) y externamente y devueltas al mar en lugares alejados de las zonas de pesca para evitar su recaptura inmediata.
La recuperación del ejemplar entero con marca, las coordenadas del lugar donde se pescó, el arte y la profundidad es información esencial para conocer aspectos fundamentales de su biología, por eso, se ofreció una recompensa de 50 euros por la entrega de cada merluza marcada entera y con vísceras.
Las merluzas recapturadas, una vez en el laboratorio, se midieron, pesaron y se analizaron sus otolitos para evaluar las tasas de crecimiento alcanzadas entre la fecha de marcado y la de pesca.
Igualmente se pudo conocer los desplazamientos realizados por cada individuo, a fin de conocer las rutas migratorias en función de la época del año.

Esta campaña se repitió en el año 2006 también en costas de A Coruña, realizando además del marcado, la captura de ejemplares, para comenzar así las pruebas de cultivo de merluza en la Planta de Cultivos Marinos del Centro Oceanográfico de Vigo.



No hay comentarios: